Setenta emprendedores conocieron beneficios de las cooperativas

Suele pensarse que los términos economía y solidaridad no combinan, pero a juicio del Antropólogo, Magíster en Recursos Humanos y Director del Centro Internacional de Economía Social y Cooperativa, CIESCOOP, de la Universidad de Santiago de Chile, Mario Radrigán, esto ocurre debido al sistema económico imperante y el actuar de los medios de comunicación que favorecen las malas noticias, en desmedro de las que tienen que ver con alianzas desinteresadas.

En efecto, Radrigán, gran defensor de la economía solidaria y las cooperativas, plantea que si en Chile más personas participaran en estas organizaciones y actuasen pensando en el bien común, sin ánimo de lucro, ni de competencia, la sociedad en su conjunto sería más feliz.

Invitado a la ciudad por Sercotec y sus dos Centros de Desarrollo de Negocios (Iquique y Pozo Almonte), el experto dictó en ambas comunas el seminario “Cooperativismo en Chile: Oportunidades para emprender colectivamente” capacitando a setenta personas en este sistema de organización empresarial.

Radrigán indicó que pese a lo poco conocidas que son en Chile las cooperativas, desde el inicio de su historia han experimentado un crecimiento del 75% existiendo en la actualidad 1.200 empresas cooperativas que agrupan a 1.800.000 socios. “El modelo empresarial cooperativo se encuentra plenamente vigente en nuestro país. Si hoy las cooperativas dejasen de existir, tengan por seguro que la economía no podría funcionar adecuadamente” subrayó.

Asimismo, explicó que en Chile funcionan cooperativas de vivienda, de ahorro y crédito, de producción y algunas de las más conocidas son Copeuch, Colun y Capel, entre muchas otras.

Las principales características que tienen estas organizaciones es que la adhesión a ellas es voluntaria, existe participación democrática de sus integrantes en las votaciones; hay participación económica en las ganancias, así como autonomía, independencia, educación, cooperación entre cooperativas y compromiso con la comunidad.

Marisel Quintana, directora regional de Sercotec, destacó la importancia de los principios que sustentan las cooperativas y resaltó las alianzas colaborativas establecidas con el municipio de Pozo Almonte y la Gobernación Provincial del Tamarugal. “Hemos estrechado el trabajo desde el cooperativismo con la Ilustre municipalidad y la unidad de fomento productivo y obtenido grandes gananciales en este año. Desplegamos los instrumentos de Sercotec en toda la región y nos sentimos muy contentos de que el esfuerzo compartido ha ayudado a construir estados de felicidad y alegría en los vecinos de la comuna, con personas más plenas y realizadas en sus trabajos” declaró.

Asimismo, el alcalde de la comuna, Richard Godoy, resaltó la preocupación del municipio por fortalecer el emprendimiento local. “Los resultados avalan lo que estamos haciendo. Quince de los diecisiete proyectos ganadores del programa Crece de Sercotec fueron presentados por habitantes de Pozo Almonte que contaron con el asesoramiento de nuestra Oficina de Fomento Productivo y el servicio. Hay colaboración conjunta, hay energía y ganas de que a las personas les vaya bien. Continuaremos en esa senda” resaltó.

En tanto, Luis Espinoza, habitante de Pozo Almonte y asistente al seminario realizado en la comuna explicó que la charla de Mario Radrigán fue de gran relevancia para entender mejor el funcionamiento de las cooperativas. “En el mercado, donde yo trabajo, hay dos asociaciones gremiales, una indígena y nosotros. Conocer la cantidad de beneficios a los que podemos acceder si nos transformamos en una cooperativa me ha dado mucho en qué pensar y me voy con la intención de hacer realidad este proyecto” comentó.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio está protegido por reCAPTCHA y se aplican la política de privacidad y los términos de servicio de Google.

Ir arriba