JUNJI celebró el Machaq Mara en la provincia del Tamarugal

Con un pasacalle y con la rogativa aymara, pawa, la JUNJI Tarapacá conmemoró junto a la comunidad de Huara, el Machaq Mara o Año Nuevo aymara. La actividad comenzó en la plaza principal de la comuna con un pasacalle, en donde los párvulos acompañados de sus familias, educadoras y representantes de la municipalidad y redes del establecimiento, realizaron un recorrido que culminó en el jardín infantil Estrellita del Desierto en que se le dio vida a la Fiesta del Sol.

En la cita, la directora regional de la JUNJI, Karina Zamorano, explicó que para la institución conmemorar la nueva vuelta al sol es altamente importante “porque a través del inculcar tradiciones, vamos educando a nuestros niños y niñas, y que mejor que realizarlo acompañados de las familias como agentes educativos, quienes se han involucrado en todo este proceso de aprendizaje significativo”.

Recordó que para el servicio, la inclusión se trabaja de manera potente, y en el área intercultural cuentan con un convenio con Conadi, el que ha dado la posibilidad que en gran parte de los establecimientos parvularios existan educadoras de lengua y cultura indígena (ElCI) quienes trabajan junto a los equipos enseñando los principales aspectos de las tradiciones aymara.

También destacó que en Tarapacá cuenten con material pedagógico único en el país como los son las Intitecas, mobiliarios que contienen trajes típicos, cuentos entre otros elementos didácticos que colaboran con los procesos educativos.

Los agentes educativos, Carlos Bartolo y Sara González, fueron los responsables de liderar la rogativa aymara que fue realizada en el establecimiento, en donde relataron de una manera lúdica la importancia de la vuelta al sol y el rito que se realiza a la Pachamama (Madre Tierra).

Una de las apoderadas, Grace, se manifestó contenta con la participación y con los aprendizajes que han alcanzado sus hijos durante el año; “verlos como los estimulan y como aprenden bailando, fue muy emotivo”.

PÁRVULOS

El Machaq Mara, la fiesta del sol, se vivió con la alegría propia de los párvulos que efectuaron presentaciones artísticas de bailes como cacharpalla, sayas, morenada, trotes y carnavalitos. También participaron los niños y niñas del kínder del Liceo de Huara, quienes en su mayoría eran ex párvulos del jardín infantil.

La actividad culminó con una degustación de pululos, sopaipillas, y calapurca platos típicos de la zona.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio está protegido por reCAPTCHA y se aplican la política de privacidad y los términos de servicio de Google.

Ir arriba